El “Realismo Fantástico” de Pablo Manrique, rompe paradigmas artísticos internacionales.

by

Pablo Manrique a sus 35 años, mezcla de bogotano y “caribeño ha logrado incursionar en grandes exposiciones de arte internacionales. Su visión en sus pinturas, ha  llamado la atención de varios críticos internacionales que aseguran que este nuevo talento colombiano llegará a marcar la historia del arte. Manrique, ha tenido una larga trayectoria de formación artística en academias de Bellas Artes Guerrero en Bogotá y San Alejandro en La Habana, Cuba. Fue pupilo de dos reconocidos Maestros, el queridísimo Armando Villegas (q.e.p.d.) y el brasileño Mario Mendonça. 

Sus obras han cruzado fronteras y  frecuentan exposiciones en reconocidos museos y galerías en diferentes paises como Italia, Francia y Brasil. Así mismo, ha sido invitado especial para representar a nuestro país con sus maravillosas obras llenas de colores por el embajador de Colombia en Brasil, Alejandro Borda, quien señala a Pablo como “un joven artista colombiano que demuestra un profundo y riguroso dominio de su disciplina al pintar”. 

Actualmente vive en Brasil, donde desarrolla su nueva etapa artística y logra incursionar en “el  realismo fantástico” o arte surrealista de América Latina. Naturaleza, océanos y figuras plasman en  acrílicos y óleos sobre lienzos un mundo lleno de espiritualidad en esta nueva etapa de Manrique. 

Según, Walter Cezar Addeo, Miembro de la APCA (Asociación Paulista de Críticos de Arte),  las obras de Pablo “no son simples paisajes, hay una intención metafísica en estos nuevos lienzos. Hay una reanudación del orfismo en sus cuadros. Son una concepción unitaria del universo a partir de una energía primordial que da nacimiento a todo y permite que las formas se transformen unas en otras logrando así un figurativismo casi abstracto”. Su pasión por los caballos fue una de las razones por las que se interesó por el arte. El poder, la fuerza, la nobleza y sobretodo la belleza de estos animales incentivó a Pablo a dibujarlos sobre lienzos. Para Manrique está claro que extraer sentimientos propios es lo que lo lleva crear piezas únicas que representan romanticismo. “Lo que aprendo en la vida, me enseña a pintar, y lo que aprendo en la pintura, me enseña a vivir”, afirma este joven artista.

Hoy este inspirador artista ha logrado llamar la atención de varias personalidades famosas de Colombia. Cantantes, políticos y embajadores son seguidores de este talentoso colombiano quien asegura que el arte es una forma de encontrarse con Dios, y cuando el amor crece, también crece la belleza. Si Dios es amor, la belleza es otro nombre para Dios.

El tribunal de Justicia en Brasilia seleccionó su obra,  para lanzar en Agosto su nueva colección “LA PARTE & EL TODO”.. Así mismo, para los próximos meses, Pablo Manrique tiene grandes proyecciones en mercados internacionales entre los que se encuentran Rusia, España y México.